Beneficios de Medir y Pronosticar en Turismo

Tarde o temprano, todo operador turístico tiene que tomar decisiones estratégicas basándose en una simple cuestión: adónde irán los turistas.

Cuando los turistas visitan un país, traen consigo expectativas de lo mas variadas. Algunos llegan con un itinerario trazado de antemano por ellos mismos; otros, confían en la oferta de los paquetes ya armados; y otros, desean dejarse sorprender sin agenda fija. Hasta hace poco, los operadores turísticos sólo podían recurrir a su experiencia e intuición para cuantificar a las multitudes. Estrategia vaga e imprecisa, en el mejor de los casos.

Con la proliferación de bases de datos —deductivas, multidimensionales, relacionales, jerárquicas, transaccionales—, en vez de adivinar, las empresas turísticas pueden tener diagnósticos certeros. Ahora es posible saber qué querrá el turista antes que él mismo. Con rigurosidad y precisión.

Tal vez el itinerario se adivine, en función del patrimonio arquitectónico y cultural del país anfitrión, pero, ¿qué pasa cuando se desea saber más de los turistas que acaban de pisar la aduana?

Sigue leyendo